Claves para una higiene íntima femenina saludable

Vagina

 

Nuestra zona íntima es una parte del cuerpo muy sensible y delicada que requiere una higiene y unos cuidados específicos distintos al resto del cuerpo. No conocer cómo mantener esta higiene puede llevar a excedernos en su limpieza y a utilizar productos no adecuados, contribuyendo a que el pH de la vagina se modifique y se presenten ciertas molestias tales como irritaciones, sequedad, enrojecimiento de la piel, picores e infecciones. La flora vaginal se encarga de protegernos de cualquier infección y es por ello que resulta fundamental conocer algunas pautas preventivas y adquirir ciertos hábitos de higiene saludables.

 Algunas sugerencias:

– Lavarse la zona íntima siempre de delante hacia atrás y no al revés, y así evitar arrastrar los gérmenes que pueden haber alrededor del ano hacia la vagina.

 

– Durante el baño es fundamental lavarse con agua o productos de higiene que no alteren el pH de la zona. Es recomendable usar jabones neutros o específicos de acuerdo con las características del pH de la vagina.

 

– Es aconsejable enjabonarse la zona de la vulva con las manos de forma suave, y no con esponjas ya que en éstas pueden acumularse gérmenes.

 

– Resulta beneficioso ducharse una vez al día y realizar la limpieza en la parte externa de la zona íntima (labios mayores y menores, alrededor del clítoris…). Es importante no lavar muy profundamente la parte interna ya que ésta tiene su propio mecanismo de limpieza en la que sus paredes generan fluidos, encargados de arrastrar las células muertas y otros microorganismos al exterior. Esto hace que se limpie por sí sola, de manera natural. Una vez finalizado, es esencial enjuagarse y secarse bien para evitar que la zona quede húmeda.

 

– Olvidarse de los desodorantes íntimos o geles de baño perfumados, pues pueden afectar el pH de la vagina, haciendo que seamos más propensas a irritaciones.

 

– No son recomendables las duchas vaginales, salvo prescripción médica, ya que pueden eliminar los microorganismos que protegen la vagina y esto puede favorecer la aparición de infecciones.

 

– Conviene dejar a un lado las prendas muy ajustadas que pueden provocar rozaduras, evitar la ropa interior de fibra sintética y tratar de usar ropa interior de algodón para contribuir a mantener seca la zona y favorecer su transpiración.

 

– Dormir sin ropa interior es una buena opción ya que al tratarse de una zona poco oxigenada durante el día, se genera humedad y esto favorece la producción de bacterias y la proliferación de hongos. Es por ello que la ventilación de ésta ayuda en su bienestar.

 

– Antes y después de tener una relación sexual, es conveniente orinar y lavarse con agua para eliminar los posibles microbios y bacterias que puedan entrar y acumularse en la uretra, evitando así el riesgo de padecer infecciones urinarias.

 

– Para tener relaciones íntimas seguras es necesario la utilización del preservativo para protegerse de las infecciones y las enfermedades de transmisión sexual.

 

– Si se hace uso de juguetes sexuales, es fundamental limpiarlos adecuadamente antes y después de cada uso con algún jabón neutro para impedir que algunas bacterias permanezcan ahí.

 

– Es importante evitar la penetración vaginal justo después de la penetración anal, puesto que se podrían transmitir los gérmenes de la zona anal a la vaginal.

 

– Durante la menstruación, es aconsejable hacer uso de la copa menstrual ya que no contiene productos químicos ni substancias alergénicas, lo que favorece la salud vaginal.

 

– Para cuidar la zona vaginal es recomendable seguir estas pautas de higiene íntima saludables, practicar sexo seguro, y realizar una visita al ginecólogo/a cada cierto tiempo a modo de revisión y/o cuando se sospecha que se padece algún tipo de infección.

 

Una higiene íntima adecuada es primordial para tener una buena salud sexual y para sentirse bien con una misma.

Mar Puigmartí
Mar Puigmartí
es sexóloga y colaboradora de Sex Academy Barcelona

Si te ha gustado, ¡comparte!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePin on Pinterest